Sep 272012

 

Cebador quemado

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Cebador totalmente destruido

 

 

 

 

En las imágenes se pueden ver cebadores quemados, esto es producido porque el tubo fluorescente se ha agotado y el cebador intenta hacer el arranque produciendo intermitencias hasta que queda con las puntas medio encendidas y su consumo se dispara, provocando el quemado de reactancia y cebador.

El funcionamiento del cebador es como si tuviéramos un interruptor, Inicialmente las láminas del cebador están abiertas, al cerrar el circuito filamento e ioniza el gas del cebador y se ceba un arco. El arco calienta las láminas, estas se deforman y hacen contacto. Se cierra el circuito y la corriente calienta los filamentos de la lámpara produciéndose una descarga en el tubo. Al no haber descarga en el cebador, las láminas se enfrían y se abren, lo cual produce una sobre tensión, a través de la reactancia, que enciende el tubo. Como en esta situación la tensión en bornes del cebador es menor a la de cebado del arco, el gas no se calienta y no se deforman las láminas.

El olor que produce un cebador al quemarse es muy intenso y desagradable, aunque las pantallas fluorescentes están construidas con materiales que no son inflamables siempre hay un pequeño riesgo que tendremos que evitar, reparando lo antes posible la pantalla de fluorescentes cuando presente algún síntoma de mal funcionamiento.

Para tener mas información visita como funciona un fluorescente.



Contenido relacionado




 Deja un Comentario

(Requerido)

(Requerido)